Pasta seca | preparación

El consumo de pasta seca (de paquete) está ampliamente difundido alrededor del mundo y existe un sinnúmero de variedades. En la mayoría de los casos, se prepara en abundante agua hirviendo.

Algunos consejos a tener en cuenta:
– Utilizar aproximadamente un litro de agua por cada 100 g de pasta seca

Llevar el agua a hervor con la cacerola tapada. Esto hará que hierva más rápido ahorrando tiempo y energía

– Salar el agua antes de que empiece a hervir. Aproximadamente 10 g de sal por cada 100 g de pasta seca
– No colocar en el agua aceite ni manteca, ya que flotará en la superficie sin lograr ningún efecto
– Al retirar la pasta del fuego, colar y colocar en agua fría. Esto hará que se corte la cocción; de otra manera, al momento de llevarla a la mesa estará pasada (demasiado blanda y pegajosa)

Ver recetas con pastas